Cómo preparar un asado de otoño perfecto

Entras en casa y un delicioso olor te atrapa y te va conduciendo hasta la cocina. Allí la luz cálida del horno te recuerda que esta noche cenaréis asado. Pocos placeres superan la sensación de entrar en casa un día de otoño, descalzarte, ponerte las zapatillas y sentarte en el sofá bajo la manta mientras el horno prepara la cena por ti.

Para que las recetas salgan jugosas y deliciosas, hemos de tener en cuenta el programa del horno así como la calidad del producto y el tamaño del recipiente utilizado. Aquí te damos varios consejos para que tus asados salgan siempre para chuparse los dedos.

asado

Lo primero: hay un horno para cada necesidad

Si te gusta que te pongan las cosas muy fáciles, tienes que conocer los hornos con función Auto Chef. Esta función contiene 10 recetas automáticas de la cocina española, como la dorada a la sal, el lomo al hojaldre, la escalibada o el pollo con verduras. Solo tienes que seleccionar el número del programa e introducir el peso de los alimentos que vas a cocinar para que, automáticamente, aparezca el tiempo necesario de cocción. ¡Así de fácil!

asado-hornos

Si eres un amante de las recetas tradicionales pero te gusta aprovechar las ventajas de la vida moderna para ahorrar tiempo en la cocina, el horno con microondas está hecho para ti. Combina las funciones tradicionales de los hornos con las potencias de las del microondas. Con el podrás preparar un Roast Beef en tan solo 15 minutos. ¡Porque dos opciones en una es posible!

Si te gusta cuidar de ti y de tu alimentación, los hornos de vapor son la mejor opción para una cocina saludable. Gracias a la función que combina aire caliente y vapor, conseguirás darle a tus asados un punto jugoso por dentro y crujiente por fuera.

Lo siguiente: ¿qué tipo de alimento vamos a cocinar?

Así que antes de ponernos manos a la obra hemos de pensar qué alimentos vamos a consumir: ¿ave o pescado?, ¿carne fresca o congelada? Según el tipo de alimento que sea y el peso que tenga, tendremos que seguir unas indicaciones u otras para seleccionar el programa del horno adecuado.

Carne
El resultado de la cocción depende de la calidad de la carne y del tamaño del recipiente utilizado. Hemos de llenar el recipiente con la cantidad de líquido indicada y tener en cuenta que la carne debe cubrir dos terceras partes de la base del recipiente. De este modo se obtiene un excelente jugo del asado.

  • Carne de vacuno. Hemos de añadir suficiente agua en caso de preparar estofado, pudiendo utilizar también el líquido del adobo. Si queremos cocer roastbeef es importante colocarlo de forma que la parte grasa quede hacia arriba. Si se prepara ossobuco, hemos de añadir mucha verdura (apio, tomates, zanahorias) en el recipiente y distribuir por encima los trozos de carne. Además, deberemos añadir líquido y agua o caldo según sea necesario.
  • Carne de cordero. Si vamos a preparar asados de cordero, hemos de ajustar el horno con el peso de la carne que vamos a cocinar. Si utilizamos carne picada junto a otros alimentos, hemos de considerar el peso total de éstos.
  • Carne de caza. La carne de caza puede cubrirse con tocino veteado, de este modo quedará más jugosa aunque no se dorará demasiado. Para obtener un sabor más refinado se recomienda adobar la carne de caza en el frigorífico durante la noche anterior a la cocción. Puede hacerse en leche de manteca, vino o vinagre. Si se preparan varias piernas de liebre, hemos de ajustar el peso de la pierna más pesada. El conejo se puede cocer también a trozos si ajustamos el peso total.

Aves
Hemos de colocar el ave en la cacerola con la parte de la pechuga hacia arriba. Si preparamos varios muslos, hemos de ajustar el peso del muslo más pesado. Por ejemplo, si tenemos 3 muslos de pollo de 300 g, 320 g y 400 g, ajustaremos el peso a 400 g. Lo mismo ocurre si queremos preparar dos pollos, en cuyo caso ajustaríamos el peso al más pesado. En caso de preparar pechuga de pavo habría que añadir abundante líquido para que quede jugosa.

Pescado
Si vamos a preparar pescado, hemos de limpiar y salar el pescado del modo habitual.

  • Para pescado rehogado: hemos de llenar el recipiente hasta una altura de ½ cm con líquido, por ejemplo con vino o zumo de limón.
  • Para pescado horneado: podemos rebozar el pescado en harina y untarlo con mantequilla derretida.

El pescado entero queda mejor cuando se coloca en el recipiente en la posición de nado, es decir, con las aletas dorsales mirando hacia arriba. Para mantener el pescado en esta posición, podemos introducir una patata cortada o un recipiente pequeño apto para el horno en la zona del vientre.

Si preparamos varias piezas de pescado, hemos de ajustar el peso total, considerando que el pescado debe tener un tamaño o un peso similar. (Por ejemplo: si tenemos dos truchas que pesan 0,6 kg y 0,5 kg, ajustaríamos 1,1 kg)

Por último, elige bien el recipiente:

Hay un recipiente para cada receta y sobre todo, hay recipientes adecuados y otros que no deberíamos utilizar jamás en nuestro horno.

Recipientes adecuados:

  • Tienen que resistir el (hasta 300 °C) de vidrio o vitrocerámica.
  • Las cacerolas de acero inoxidable son adecuadas, aunque con limitaciones ya que las superficies brillantes reflejan demasiado la radiación de calor, por lo que el plato se dora menos y la carne se cuece menos. Si vamos a utilizarla, hemos de retirar la tapa al finalizar el programa.
  • Una cacerola de acero esmaltado, hierro fundido o aluminio fundido a presión puede ser perfecta para dorar el alimento.

Recipientes no adecuados:

  • Los recipientes no adecuados serían los recipientes de barro, aluminio brillante, de colores claros, no esmaltados y de plástico o con asas de plástico.

Y un último consejo pero no por ello menos importante: una vez cocinado nuestro asado, debemos tener cuidado para que no se produzca un accidente doméstico. Tendremos que utilizar manoplas para retirar el plato listo del interior del horno y tener mucho cuidado con el vapor caliente que sale del recipiente cuando lo abramos.

Ahora que no hay nadie que sepa más que tú de asados, ¿cuál te apetece preparar en tu horno? Cuando ya lo hayas elegido entra en Balay Contigo, registra tu horno y disfruta de todas las ventajas y promociones de esta zona personal exclusiva donde los protagonistas son tus electrodomésticos. 

Dejar un comentario

  

Suscríbete y no te pierdas nuestros artículos con ideas fáciles y rápidas que harán tu mundo más cómodo.

Uso de cookies

Balay utiliza cookies propias y de terceros para mejorar los servicios y mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias mediante el análisis de tus hábitos de navegación. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí: Política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies