Cómo planificar tu compra y tu menú semanal

Si eres de los que cocinan cada día la comida del día siguiente y prefieres ahorrarte esos 20 minutos diarios para hacer cualquier otra cosa, si eres de los que compran la comida en el bar de debajo de tu oficina y quieres empezar a ahorrar dinero y comer mejor; hoy te enseñaremos a planificar tu menú semanal para ti y para toda tu familia.

Cesta de alimentos

Nos pasamos el día yendo de un lado para otro: de casa al trabajo y del trabajo a casa. Algunos pasando por el cole para dejar y recoger a los niños y otros tratando de dejar un hueco para ir a ese gimnasio en el que se apuntaron en septiembre y aún no han conseguido ir. De lunes a viernes nuestra vida es como un maremoto de acciones encadenadas que apenas nos dejan tiempo para descansar en nuestro sofá como para que además, nos dé tiempo a dejar listo el tupper del día siguiente.

Hoy os damos las claves para que los domingos planifiquéis el menú semanal y de este modo, ganéis tiempo entre semana y comáis de forma equilibrada.

¿Qué nutrientes necesitamos a la semana?

Cuando comemos fuera y nos pedimos siempre ensalada, cometemos el error de creer que estamos alimentándonos buen cuando en realidad, nuestro cuerpo también necesita otros nutrientes como las proteínas. Lo primero que tenemos que hacer a la hora de planificar un menú es pensar qué necesita nuestro cuerpo para saber qué alimentos debemos comprar en el supermercado.

Lácteos: entre 2 y 3 raciones al día.
Fruta y verdura: 5 raciones al día.
Pescado: 4-5 raciones semanales.
Carne: hasta 6 raciones semanales.
Huevos: 4 o 5 raciones semanales.
Legumbre: entre 2 y 3 raciones semanales.
Pan, cereales, arroz y pasta: entre 4 y 6 raciones semanales.
Aceite y frutos secos: entre 3 y 7 racionales semanales.

Cada cuerpo es distinto, por eso, tú puedes utilizar más o menos raciones de cada nutriente en función de si tu objetivo es adelgazar o si practicas mucho deporte.

Tres trucos esenciales para planificar nuestro menú

Utiliza bien tu tiempo: si tenemos solo 20 minutos para cocinar, no vamos a hacer un soufflé, pero podemos pensar recetas que sean sencillas. Incluso recetas que podamos preparar en apenas 5 minutos como las que subimos a menudo a Facebook para inspirarte.

Aperitivo en 5 minutos

Haz comida que puedas guardar para varios días, por ejemplo una crema de verduras o una sopa juliana.

Compra ingredientes que sirvan para confeccionar distintos platos. Por ejemplo, el calabacín te servirá para hacer un puré, como acompañamiento de carnes y pescados y para tomar a la plancha.

Y como sabemos que lo que más cuesta es empezar, aquí tienes un ejemplo de un menú semanal para que confecciones tus tuppers para el resto de la semana.

Menú semanal

Dejar un comentario

  

Suscríbete y no te pierdas nuestros artículos con ideas fáciles y rápidas que harán tu mundo más cómodo.

Uso de cookies

Balay utiliza cookies propias y de terceros para mejorar los servicios y mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias mediante el análisis de tus hábitos de navegación. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí: Política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies